La escuela Tte. General Julio A. Roca cumplirá 100 años el lunes 4 de septiembre. En ese marco, ese día, desde las 20.30 en las instalaciones de dicho establecimiento educativo, llevarán a cabo el acto protocolar.

Asimismo, el domingo 10 de septiembre tendrá lugar el almuerzo centenario en el Superdomo San Francisco. Las tarjetas, a un costo de 490 pesos para mayores y 250 pesos para menores se pueden adquirir en la escuela, en bulevar Sáenz Peña 183, o al teléfono (03564) 420692.

Ayuda económica

En el marco de la proximidad del centenario, el secretario de Desarrollo Económico, Social y Educativo municipal, Marcelo Moreno, recibió a la directora de la escuela Tte. General Julio A. Roca, Alejandra Bailo, para conocer los avances en las refacciones que se llevan a cabo y las necesidades de esa institución, así como para hacer entrega, además, de una ayuda económica.

“Con Alejandra estamos en contacto permanentemente, al igual que con el resto de las escuelas. En esta oportunidad la Asociación Cooperadora de la asociación cooperadora de la escuela nos había solicitado una ayuda económica con motivo de los festejos del centenario de la institución y por ese motivo entregamos 25 mil pesos por indicación del intendente Ignacio García Aresca en nombre de los vecinos”, contó Moreno.

El funcionario añadió que buscaban, además, “estar al tanto sobre el avance de las obras de reparación de los baños de la escuela que se hicieron a través del programa Fodemeep y también para ver la manera de colaborar en la prevención de los hechos de inseguridad, sobre todo en el sector de patio, ya que lamentablemente la escuela fue blanco de los malvivientes en este último tiempo”.

Sobre la utilización de los fondos, Bailó adelantó que parte de ellos se utilizarán para mejorar la iluminación del patio, dado a que la escuela ya cuenta con rejas y alarma, y el resto para solventar los gastos que demanden el festejo del centenario.

“Queremos agradecer también a Marcelo, y por su intermedio al intendente, por las gestiones para la refacción de los barrios de la escuela, los cuales datan del año cincuenta. Se habían cambiado letrinas por algunos inodoros pero con esta ayuda del Fodemeep y con la de los papás de la cooperadora, pudimos cambiar la cañerías en primer lugar y luego el revestimiento”, dijo Bailo, quien agregó que el próximo pedido va a consistir en juegos para los niños más grandes, ya que el primer ciclo ya cuentan con juegos que proveyó el municipio.