El femicidio de María Eugenia Lanzetti (45) fue, sin dudas, uno de los episodios más dolorosos que vivió la ciudad en 2015. El 15 de abril de ese año la maestra jardinera recibió múltiples puñaladas por parte de su ex marido, Mauro Bongiovanni (44), mientras daba clases en la guardería “Estrellitas Traviesas” frente a pequeños de 2 y 3 años. El caso, que trascendió a nivel nacional, fue un antes y después en materia de violencia de género en San Francisco y en la región. 

Hoy se cumplen seis años del atroz crimen, que quizás pudo haberse evitado si la Justicia escuchaba y actuaba con más firmeza tras las denuncias que la mujer realizó previamente.

En agosto de 2016, Bongiovanni fue condenado a prisión perpetua por el crimen de su ex pareja. Los jueces y los ocho jurados populares que conformaron el Tribunal de la Cámara del Crimen de San Francisco dictaminaron por mayoría que el acusado tenía plena y total consciencia al momento de cometer el salvaje acto contra su ex mujer.

Se cumplen seis años del femicidio de “Marita” Lanzetti

Bongiovanni fue juzgado por homicidio doblemente calificado por el vínculo y femicidio. La estrategia de su defensa, a cargo del abogado Felipe Trucco, fue demostrar que el imputado estaba enfermo desde antes de cometer el hecho y que no podía dirigir sus actos. Por eso en la primera jornada del juicio había pedido que se lo declare inimputable, planteo que fue descartado.

Se cumplen seis años del femicidio de “Marita” Lanzetti