Segunda ola: gastronómicos se diferenciaron de boliches y gremio apoyó restricciones

Local 13/04/2021
No hubo clausuras en el primer fin de semana con las nuevas medidas. Horacio Almirón, referente del sector, hizo un balance de la situación. Desde UTHGRA se mostraron a favor de las restricciones.
DSC09966
Varios boliches fueron clausurados en las últimas semanas por aglomeración de personas.

Ante el aumento sostenido de casos de coronavirus en las últimas semanas, la Municipalidad de San Francisco adhirió la semana pasada a un decreto provincial que recoge muchas de las decisiones emanadas del decreto de necesidad y urgencia resuelto por el presidente Alberto Fernández para tratar de atenuar la escalada de la segunda ola de Covid-19.

Una de las principales medidas consiste en que bares, restaurantes y demás actividades no esenciales deben permanecer cerradas entre las 0 hasta las 6 de lunes a viernes, y desde la 1 hasta las 6 los días sábados, domingos y feriados.

Al respecto, uno de los referentes del Polo Gastronómico en San Francisco, Horacio Almirón, manifestó que las medidas ya eran esperadas y consideró que no afecta a todo el sector por igual. "Los más perjudicados son los boliches y bares de tragos que trabajan de noche. Les corta prácticamente un 70% de su facturación”, explicó.

“En los restaurantes y cafeterías nos permite por ahora mantener la facturación. Aunque en el caso de los restaurantes, se pierde la segunda tanda de clientes”, agregó Almirón.

A la vez, destacó que el impacto de esta segunda ola en el sector gastronómico se empieza a sentir no solo con las restricciones, sino  también “con la pandemia económica que se está atravesando en estos últimos meses”.

“Pensábamos que las medidas iban a ir por ahí. Pero ahora estamos con expectativa por lo que pasa en Buenos Aires y cómo puede llegar en esta zona luego”, sostuvo el gastronómico. 

En cuanto a la actualidad económica del sector, aseguró que desde que se abrió la actividad en junio pasado hubo una facturación estable, aunque aclaró que con los protocolos sanitarios bajó la ocupación de los locales.

Al mismo tiempo, sostuvo que en los últimos meses en cafeterías y restaurantes se respetaron los protocolos, no así en muchos boliches o bares de tragos. “Ahí fueron la mayoría de las clausuras”, dijo.

“Siempre quisimos marcar que nos diferenciamos de los bares nocturnos, que no se nos asocie porque el resto respetamos el protocolo, tenemos las mesas separadas o divisores”, expresó Almirón.

Desde el gremio apoyan

El secretario de la delegación local de la Unión de Trabajadores del Turismo, Hoteleros y Gastronómicos (Uthgra), Juan Molina, manifestó que está de acuerdo con las medidas de restricción que tomó la Municipalidad ante la llegada de la segunda ola de Covid-19.

“Desde el gremio seguimos preocupados por la segunda ola, por lo que vemos con buenos ojos la medida de la Municipalidad de restringir”, expresó.

“Según el relevamiento que hicimos, hubo poca gente en los locales gastronómicos este fin de semana. También varios empresarios gastronómicos comentaron que la gente respetó el horario de cierre”, manifestó Molina.

“Esto lo veíamos con preocupación, pero resultó que los vecinos ya a la medianoche no ingresaban a los establecimientos”, agregó.

En este sentido, sostuvo que, con este nuevo horario, se puede trabajar en los locales gastronómicos con tranquilidad. “Los sábado y domingo se mantiene bien el horario para bares, restaurantes, pero sí perjudica a los boliches bailables donde se concentran los jóvenes”, aclaró. 

“Exhortamos a los trabajadores y vecinos a que nos cuidemos porque durante muchos meses algunas confiterías no cumplieron el protocolo y eso no se puede hacer hoy”, remarcó.

Por ahora, sin clausuras

Consultado por El Periódico, el secretario de Gobierno municipal, Damián Bernarte, indicó que durante el primer fin de semana posterior a la implementación de las restricciones nocturnas no hubo clausuras de locales gastronómicos de San Francisco.

Destacó que el comportamiento de los bares, comercios y restaurantes fue “muy positivo”, por lo que no se labró ningún acta ya que respetaron el horario de cierre de la 1 de la mañana durante el sábado y domingo.

También destacó que el personal de la División de Espectáculos Públicos, acompañados por integrantes de la Policía de la Departamental y Policía Federal "detectaron poco más de 20 casos de reuniones sociales no permitidas durante el fin de semana" en los cuales se constataron infracciones al límite horario de reuniones y por la cantidad de personas.

Según el funcionario, los efectivos arribaron hasta los domicilios que habían sido denunciados previamente por otros vecinos y registraron quiénes se encontraban en estos eventos.

Más de El Periódico

Newsletter

Te puede interesar