Una comitiva oficial encabezada por la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, y la asesora presidencial Cecilia Nicolini, con técnicos de la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) partió a Moscú para ultimar los detalles del envío de la Sputnik V contra el coronavirus, tras la firma del acuerdo por el arribo de dosis para inmunizar a 10 millones de argentinos hasta febrero.

El jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, explicó este sábado que "si la vacuna llega en diciembre se manda directamente a los centros de vacunación" y, en ese marco dijo que el Gobierno tiene "buenas expectativas, por eso viajaron técnicos de la Anmat (a Rusia), que van a revisar la documentación y despejar cualquier tipo de duda que surja".

En ese sentido, Cafiero explicó que el contrato firmado con Rusia "tiene tres fechas de entrega: una más pequeña en diciembre, una en enero y otra en febrero. Eso es lo que hemos firmado, y depende de que el envío llegue este mes".

Días atrás, Anmat informó en un comunicado que "el día sábado funcionarios de esta agencia viajarán a la Federación Rusa con el objeto de visitar las plantas del Instituto Gamaleya, desarrollador de la vacuna Sputnik V, y de Generium que forma parte del proceso productivo de la misma".

"Durante la visita, que se llevará a cabo de lunes a viernes de la próxima semana, se realizará la verificación técnica de los establecimientos y los procesos de fabricación utilizados en los productos", agregó el texto de Anmat, que destacó "el fortalecimiento de las relaciones bilaterales que se vienen entablando con la Federación Rusa en las áreas de calidad, eficacia y seguridad de los medicamentos".

La Sputnik V tuvo una eficacia superior al 95% a los 21 días de la segunda dosis en la prevención de la infección por coronavirus, según resultados preliminares de sus estudios de fase 3.

El acuerdo

El Gobierno firmó el pasado miércoles el acuerdo con Rusa por la vacuna Sputnik V que posibilitará inmunizar a 10 millones de personas desde antes de fin de año hasta febrero, según anunció el presidente Alberto Fernández en una conferencia de prensa al día siguiente.

El mandatario detalló que está prevista la vacunación de 300 mil personas antes de que termine el año, a lo que se sumarán 5 millones en enero y otros 5 millones en febrero. Además apuntó también que "el contrato tiene una preferencia en favor de Argentina para poder acceder a las dosis necesarias para vacunar a 5 millones de personas más durante el mes de marzo" y aclaró: "Hicimos esta prevención por si el resto de las vacunas con las que también tenemos contratos atrasan su llegada al país".

Vale recordar que además del acuerdo con Rusia, el Gobierno argentino también firmó contratos para la adquisición de vacunas contra el coronavirus con la farmacéutica AstraZeneca y Covax (mecanismo de compra colectiva impulsado por la Organización Mundial de la Salud -OMS-), por el que llegarían 9 millones de dosis a fines de febrero, y mantiene negociaciones con Pfizer, Sinopharma, Sinovac y Janssen. 

Fuente: Télam