Un cliente del restaurante Fumarel, en Lugo, España, publicó un ticket que mostró que el lugar le cobró 3 euros por descorchar una botella de vino.
"Suplemento de descorche de botella". 3 euros. El ticket fue publicado por Manuel Dascota, pero lo recibió un compañero suyo.

Cansados de las críticas que empezaron a llegar al Facebook, los dueños del restaurante Fumarel explicaron el por qué del recargo.

Fuente: Minuto Uno