Creaciones Olga, un clásico de la ciudad, cierra sus puertas tras 40 años de vida

Local 13 de agosto de 2019
La decisión obedece al fin de un ciclo por parte de sus propietarios. Aunque en mínima cuota, la situación económica tiene algo que ver también. La historia de la tienda que llegó a tener su propio taller.
Creaciones Olga 1

Olga Re nos recibe con nostalgia. Este viernes verá cerrar las puertas del local que ella misma abrió, junto a su marido, hace 40 años: Creaciones Olga.

Maestra de profesión, aunque nunca ejerció, creó su negocio luego de varios años de vender ropa al mismo tiempo que atendía una despensa y carnicería.

“Son 40 años que estoy en el local, toda una vida”, cuenta Olga. Como comerciante, en el barrio, suma 60.

La firma, que hoy vende indumentaria para hombres, mujeres y niños y algo de blanquería, ropa interior y accesorios, llegó a tener varias sucursales. Comenzó como un emprendimiento familiar: “Fue una idea mía. Unos años antes yo ya había empezado a traer ropa, después dejé y ya después abrimos acá, este es el lugar donde abrimos por primera vez”, cuenta la mujer mientras los últimos clientes ingresan al local de Independencia 2655.

Creaciones Olga 2
Olga y Susana, una de las empleadas del local.

Olga recuerda que, en los comienzos, el negocio sólo tenía un ambiente. Luego se anexaron dos más y, a ellos, otros dos. “Lo ampliamos bastante –dice. Siempre vendimos indumentaria para niños, hombres y damas. Fuimos agrandando porque fuimos teniendo más cantidad de mercadería”.

En la época de esplendor, Creaciones Olga llegó a tener hasta su propio taller sobre bulevar Roca al 2600, en donde confeccionaban las mismas prendas que luego vendían al público. El taller llegó a tener 14 empleados.

“Era un taller bastante grande, por eso en ese entonces nos trasladamos a bulevar Roca porque nos quedaba chico el local. En 2001, cuando cerramos el taller fue cuando empezó a entrar la ropa importada, decidimos dejar el taller y nos volvimos a este local. Ya no era más rentable. Así que en 2002 nos vinimos otra vez acá, al negocio que teníamos”, recuerda.

El local también tuvo sucursales en Aristóbulo del Valle e Iturraspe, bulevar 25 de Mayo al 2100 y en Libertad 130: “Después se nos hacía ya difícil de sostener. Mis hijos vinieron grandes y ya empezaron a buscar otros rumbos”.

Creaciones Olga - Aristóbulo del Valle e Iturraspe
Creaciones Olga en Aristóbulo del Valle e Iturraspe.

El fin de un ciclo

Con los hijos ya criados, con otros rumbos, Olga y su marido dicen adiós. “Ahora dejamos porque ya son muchos años, 40 años. Mis hijos, uno se dedica a la ropa deportiva y otro tiene una óptica. Ninguno va a continuar con la ropa de dama, yo quiero retirarme”, asegura.

La decisión también es acompañada por un difícil clima económico. "No fue fácil, porque se han abierto muchos negocios, cosa que antes no había, y la situación del país empeoró, pero yo lo que quiero es retirarme para descansar. Tanto mi marido y yo somos personas que hace mucho años que estamos jubilados y nunca pudimos disfrutar, porque los dos estamos en esto. Además cada vez se hacía menos rentable y el progreso, a nosotros que somos gente grande, nos trae problemas, yo con internet no soy práctica”, reconoce Olga.

“Damos por terminado el ciclo. Es difícil porque uno está muy encariñado con la gente, porque sea lo que sea hay gente que hace 40 años que te dice que te está comprando”, cuenta.

Creaciones Olga 4

Furor

A lo largo de los años, la mercadería fue rotando, lo mismo que las marcas. De todas maneras, recuerda Olga, hubo algunas que fueron furor por épocas. Es el caso, por ejemplo, de los jeans de la marca Error Free (ahora Batido Express) y de los jeans UFO. “En los 80 vender el UFO era lo más”, rememora.

Creaciones Olga (2)
Fabia y Susana, las últimas empleadas que permanecieron en la firma

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar