Ni Una Menos en San Francisco: pidieron por un refugio para mujeres, políticas públicas y aborto legal

Local 03 de junio de 2019
La manifestación partió desde la Plaza Cívica hasta la Municipalidad, donde se leyó un documento. También hubo intervenciones artísticas.
Ni una menos 2019
La manifestación terminó en el Palacio Tampieri.

Este lunes nuevamente la manifestación Ni Una Menos se llevó a cabo por las calles céntricas de San Francisco, al igual que en muchas otras ciudades de todo el país. La concentración comenzó a las 19 en la Plaza Cívica para recorrer luego algunas de las principales avenidas de la ciudad y terminar frente a la sede de la Municipalidad, donde se leyó un documento con varios puntos, entre ellos, el reclamo de un refugio para mujeres víctimas de violencia, mayores políticas públicas y la implementación del aborto legal, seguro y gratuito. 

La marcha fue organizada por Mujeres Unidas San Francisco y con el apoyo de otras agrupaciones. Tras algunos breves discursos y una actuación teatral de Manada Teatro en la Plaza Cívica, la manifestación partió por el bulevar 25 de Mayo y luego llegó hasta el Palacio Tampieri, sede histórica de la Municipalidad de San Francisco.

"Abajo el patriarcado, se va a caer, se va a caer. Arriba el feminismo, que va a vencer, que va a vencer", fue el cantito más repetido en la tarde noche de este lunes entre las manifestantes.

Allí se leyó un documento con distintos puntos y también en la sede del municipio tuvo un breve discurso Alejandra Piasco, quien coordina el Consejo Municipal de la Mujer, entidad que había sido convocada a la manifestación.

Ni una menos 2019


El documento

El texto redactado por Mujeres Unidas planteó la necesidad de una política “dirigida a mujeres y disidencias sexuales”. Aseguran que se pasó por alto la Ley Nacional 26.485 de Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres, “dejando un vacío enorme” y sin responder concretamente a sus reclamos: “Es el Estado Provincial y Municipal los responsables de implementar estas leyes a nivel local”, señalaron.

Nuevamente, Mujeres Unidas insistió con la “creación en San Francisco de refugios transitorios para mujeres que atraviesan situaciones de violencia” y la “implementación de la ley Micaela, para garantizar que los funcionarios del Estado se capaciten y realicen abordajes adecuados con la población afectada”.

Siempre a nivel local, se reclamó mayor articulación entre diferentes organismos de nuestra ciudad que deben abordar la violencia contra las mujeres y disidencias para evitar la revictimización. Asimismo, se pidió por equipos interdisciplinarios para cada centro de salud local que puedan dar respuestas integrales y patrocinio jurídico y tratamiento psicológico gratuito para las personas que atraviesan situaciones de violencia.

Capacitación

Respecto al Polo de la Mujer que será inaugurado en un mes aproximadamente, la agrupación exigió que los profesionales para cubrir cargos en esta dependencia “sean personas capacitadas en el abordaje de las violencias”.

Otro de los puntos destacados del documento pidió el “aborto legal, libre, seguro, gratuito, cuidado y feminista, con acceso al Misoprostol en el Hospital José Bernardo Iturraspe”.

“Le pedimos a la sociedad de San Francisco en particular que, así como se indigna con cada intervención que realizamos en la ciudad, también se indigne con todos los casos de niñas abusadas, embarazadas y obligadas a parir como también con los femicidios de las últimas 48 horas, en los que las violencias machistas se cobraron las vidas de Alejandra Palavecino y Jesica Vanesa González en la provincia de Córdoba”, fue uno de los mensajes del documento.

Otros puntos del documento

· Cumplimiento efectivo de la ley de parto humanizado para elegir cómo, dónde y con quien parir.

· Implementación, en la provincia de Córdoba, del Protocolo Nacional para la interrupción legal de los embarazos de las personas con capacidad de gestar. Porque el aborto clandestino, se cobró otra vida más: una mujer en el Hospital de El Tigre. Y porque no queremos contar ni una Ana María Acevedo más.

· Cumplimiento efectivo de la Ley Educación Sexual Integral con carácter científico y perspectiva de género en todos los niveles y modalidades del sistema educativo, para generar espacios de debate e intercambios con los y las estudiantes.

· Campañas de difusión masivas contra todas las violencias de género.

· A igual trabajo, igual salario.

· Sanción inmediata de la ley Diana Sacayán a nivel nacional para la inclusión laboral trans, travestis y transgénero. Creación de una ordenanza municipal que garantice tal inclusión en nuestra ciudad.

. Cumplimiento de la Ley de Identidad de Género para que se garanticen los tratamientos hormonales para adecuación de sexo de las personas trans en nuestra ciudad.

· Derogación de todos los artículos de los códigos contravencionales que persiguen y criminalizan a los y las trabajadoras sexuales.

· Al fiscal Bernardo Alberione, que realice sus investigaciones con perspectivas de género. Que dicte prisiones preventivas hasta que las sentencias de los abusadores y femicidas queden firmes. Repudiamos el sobreseimiento de Alejandro Lovera, quien continúa reproduciendo violencias.

· A los y las periodistas y comunicadores sociales de nuestra ciudad, que ante el tratamiento periodístico de problemáticas y situaciones que nos atraviesan, se informen y hagan su trabajo de manera profesional y responsable. Es una obligación urgente formarse en perspectiva de género.

· Respeto. Queremos espacios en los que podamos expresarnos libremente, estamos cansadas de que utilicen nuestras intervenciones de manera violenta, banalizando nuestros reclamos y demonizando nuestras identidades.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar