El aborto legal logró la media sanción en la Cámara de Diputados

Más información 14 de junio de 2018
La votación terminó 129 votos a favor del proyecto y 125 rechazos. Sólo se abstuvo Alejandra Vigo.
35264957_2035162906524884_6912993559356375040_n

A las 9.10 de la mañana, cuando entre los pañuelos verdes había caras largas y llanto, la tendencia de la votación aborto legal se revirtió completamente. Ahora el proyecto reúne 129 apoyos contra 125 rechazos, sin indecisos y con una sola abstención.

El inesperado giro se produjo luego de que el diputado pampeano Sergio Ziliotto, del PJ, anunció en Twitter que Melina Delú y Ariel Rauschenberger, también justicialistas pampeanos, cambiarán su voto en contra por votos a favor.

Además, hubo otra novedad: Gastón Roma (PRO), de Tierra del Fuego, también se sumó al respaldo del proyecto.

Con el cambio de postura de los pampeanos y el fueguino, y salvo que no haya novedades, el proyecto de aborto legal podrá ser aprobado en la Cámara de Diputados y pasará al Senado. La votación sería cerca de las 10.

En el medio quedaban la justicialista cordobesa Alejandra Vigo, quien anunció que se abstendrá, y el presidente de la Cámara de Diputados, el macrista Emilio Monzó, que según el reglamento solamente vota en caso de empate.

aborto-9-00

La sesión es histórica: nunca antes en la Argentina un proyecto de despenalización del aborto había pasado la instancia de debate en comisiones.

El debate de la iniciativa llegó a la máxima instancia parlamentaria luego de que el presidente Mauricio Macri lo impulsó, el 1° de marzo pasado, en su discurso de apertura de las sesiones ordinarias del Congreso.

En el bando verde esperaban una mano de la Casa Rosada para revertir el resultado, ordenando a un par de diputados del PRO, el partido del presidente Mauricio Macri, que se ausenten a la hora de la votación para restarle unos porotos al rechazo y propiciar el triunfo del proyecto de aborto legal.

Razonaban que políticamente al Gobierno le conviene que el proyecto sea aprobado en Diputados para que la discusión sobre el aborto legal siga concitando la atención de la opinión pública, mientras se realiza el Mundial de fútbol de Rusia y el dólar se aproxima a los 27 pesos.

"Si Marcos Peña levanta el teléfono, llama a dos diputados del PRO y les dice que no estén presentes, se van a ausentar, porque no responden a Massot, responden al Gobierno", dijo una fuente parlamentaria.

En el entorno de Massot y los pañuelos celestes había puras sonrisas, mientras entre los pañuelos verdes había caras largas, de cansancio y de preocupación.

¿Qué pasará?

Si el proyecto de aborto legal es rechazado, no podrá volver a ser tratado durante este año parlamentario. Recién podrá retomarse a partir de marzo del año próximo. Pero, como la composición de la cámara seguirá siendo la misma, a los promotores del aborto les convendría reintentar el debate recién en 2020, con los nuevos diputados nacionales.

En cambio, si la Cámara baja finalmente le da hoy la media sanción, el proyecto pasará al Senado, donde deberá transitar el mismo camino parlamentario: debate en comisiones, firma de dictámenes y tratamiento en el recinto.

En el Senado, por el perfil conservador de esta cámara, las chances para el aborto legal hoy por hoy son desfavorables, aunque una media sanción en Diputados podría alterar ese escenario, sobre todo porque no se conoce la posición de muchos de los senadores.

Según un conteo realizado por La Voz/Los Andes, son 18 los senadores que se han declarado abiertamente a favor de la legalización del aborto, contra 27 que lo han hecho en contra. Los indefinidos, 27. Para la sanción en el Senado, si todos estuvieran presentes, se requerirían 37 votos.

Fuente: La Voz del Interior

Te puede interesar

Te puede interesar