Patovicas al aula: en Rosario los capacitarán en derechos humanos

Local 14 de abril de 2018
El curso para "agentes controladores de admisión y permanencia" constará de 128 horas cátedra y examen final.
B1iECK13f_930x525__1

La Municipalidad de Rosario lanzó un curso para capacitar a patovicas sobre derechos humanos, resolución de conflictos, primero auxilios, prevención ante catástrofes y neutralización de agresiones físicas, entre otras temáticas. La iniciativa, avalada y homologada por el ministerio de Educación de Santa Fe, permitirá a quienes cursen obtener un título para ejercer ese trabajo en todo el país.

La capacitación consta de 128 horas cátedra, teóricas y prácticas, y para aprobarlas se requiere una asistencia mínima a las clases del 80 por ciento y superar un examen final. En una primera etapa están en condiciones de tomar el curso 140 "agentes controladores de admisión y permanencia (ACAP)" que están registrados en el municipio y que desarrollan tareas en confiterías bailables, bares, eventos y espectáculos musicales, artísticos y de entretenimiento en general.

El curso tendrá seis módulos: "Perfil profesional del controlador/a de admisión y permanencia", "Marco jurídico", "Comunicación como forma de interacción humana y resolución de conflictos", "Neutralización de agresiones físicas", "Prevención y seguridad ante siniestros y catástrofes" y "Primeros auxilios, RCP y Toxicología".

La intendenta local, Mónica Fein, celebró la iniciativa al entender que el Estado no sólo debe apuntar a generar leyes para prohibir. "El rol del Estado es acompañar, cuidar y queremos que esto sea una garantía para la ciudad. Esto habla del compromiso de construir juntos esa sociedad que queremos, que disfrute pero que cuide", consideró.

Este tipo de capacitación es una herramienta laboral con la que hasta el momento no contaban los patovicas. En el país existe un antecedente de capacitación semejante que implementó el sindicato que nuclea a los trabajadores de esta actividad en la ciudad de La Plata.

Aval

En el caso de Rosario, el curso cuenta con el aval del Ministerio de Seguridad de Santa Fe y de la Secretaría de Control y Convivencia. El responsable de ese área, Guillermo Turrín, destacó que el curso se trata de "una oportunidad única" para los patovicas, ya que les permitirá "salir con un título para trabajar en todo el país, entendiendo que lo primordial son los derechos humanos y que la base está puesta en el respeto al otro".

El curso se dictará durante cuatro meses. La intención es sumar --terminado el primer curso-- una segunda tanda de patovicas que asistan al nivel inicial. Mientras que para los egresados se evalúa una segunda etapa con nuevas temáticas y un mayor nivel de profesionalización.

Fuente: Clarín

Te puede interesar

Te puede interesar