Calu Rivero volvió a referirse a Juan Darthés: "Sus excesos me hicieron mucho daño"

Espectáculos 12 de marzo de 2018
La actriz dio una entrevista este lunes en Intrusos y dio más detalles sobre la acusación por acoso al actor.
DYGzlbuWkAAOX0m

Calu Rivero se sentó este lunes en el living de Intrusos y se refirió a la situación que vivió con Juan Darthés a quien acusó públicamente de acoso por "excesos inapropiados" en las grabaciones de las escenas de Dulce amor.

En el programa, la actriz reveló detalles de lo que ocurrió durante el rodaje de la telenovela y volvió a hablar de “excesos inapropiados fuera del guión”. Contó que pese a pedirle al actor que cesara y de obtener como respuesta un “ok, no lo hago más”, la situaciones de acoso continuaron.

“Yo me paralizaba en la escena”, reveló Calu, que ademas admitió que la producción de la ficción estaba al tanto de lo que ocurría.

"Sus hechos y sus excesos inapropiados me hicieron mucho daño", afirmó Rivero. Entonces, explicó que desde la primera vez que se sintió mal en las escenas le dijo a Darthés lo que pasaba.

"Una persona sabe cuándo se está pasando"
"Hubo excesos inapropiados fuera del guion. El guión no dice «beso, que le pone la mano en tal lugar'». Dice «beso» y cada uno ve cómo quiere actuar ese beso. Una persona sabe cuándo se está pasando y cuándo no. Un día estaba en escena y mi cuerpo se paralizó. Dije, «esto no está bien». Ni siquiera lo identifiqué. En 2012 estaba completamente naturalizado", recordó.

"Actuar es de a dos, vos tenés que amar a tu compañero, a tu director. Yo tenía que hacer escenas donde le tenía que morder la espalda, aún cuando ya no quería", reflexionó.

"No tuve el valor de decir «basta» y seguí, por la presión, porque era chica, porque era mi sueño y yo no lo iba a largar tan rápido. Creí que cuando me decía «no lo hago más», no lo iba a hacer más”, señaló.

“Hubo una seguidilla de escenas mucho más comprometidas. Llegué a mi casa llorando, estaba con una amiga. Dije, «no aguanto más». Le tengo que escribir y decirle que necesito hablar. Le mandé un DM. Yo nunca le di mi teléfono. Una es mujer y sabe cuándo sí y cuándo no", reseñó la actriz.

Según contó Calu, la respuesta a ese mensaje fue “la misma de siempre”: "Ok, no lo hago más".

"En un momento, mi amor propio dijo basta. Gracias a mi terapeuta, porque en mi cabeza era imposible irse de una tira. Me arrepiento de haber priorizado la carrera por sobre mi bienestar personal", abundó.

No la ayudaron

Rivero dijo que la producción de la tira sabía cómo eran las cosas y que no la ayudaron en nada. Incluso aseguró que le planteó la situación a Quique Estevanez, productor de Dulce amor, pero no quiso reproducir esa respuesta. "Me lo guardo porque no me interesa abrir frentes, cada uno accionó como le pareció", comentó.

"Se lo dije a Quique. Era otro el contexto cultural. Con el diario del lunes todos hubiéramos actuado distinto, pero como estaba tan naturalizado su respuesta fue de poquísima sensibilidad para una chica que está pasando esto", contó.

Además, afirmó que sus compañeros de la tira estaban al tanto y que una vez que anunció su salida, la producción le pidió que no dijera nada y que más tarde la llamaron para cerrar la historia. Ella se negó a grabar nuevamente con Darthés.

Fuente: Rosario3.com

Te puede interesar

Te puede interesar