Continúa la búsqueda de los prófugos del triple crimen

Policiales 08 de enero de 2016
Continúa la búsqueda de los prófugos del triple crimen

Fuerzas de seguridad continúan esta mañana en una zona rural de la provincia de Santa Fe con la búsqueda de Víctor Schillaci y los hermanos Cristian y Martín Lanatta, los prófugos del triple crimen de General Rodríguez.

El presidente comunal del pueblo santafesino de San Carlos Norte, Carlos Chavarini, afirmó hoy que los prófugos "aparentemente están refugiados en una circunferencia de 40 kilómetros a la redonda".

Chavarini también describió que en el área por donde supuestamente se mueven los hermanos Martín y Cristin Lanatta y Víctor Schillaci "hay muchas taperas, muchas cañadas y el maíz está muy alto, y eso los ayuda a esconderse". 

También aseguró que para moverse en San Carlos "hay que conocer bien los caminos porque es un laberinto", por lo que concluyó que "tienen que estar en la zona porque a los caminos rurales no los conoce nadie".

Además, relató a Continental que este pueblo de 1.300 habitantes amaneció "lluvioso", pero advirtió que eso "puede favorecer tanto a los delincuentes como a los policías". Chavarini explicó que su tarea está "concentrada" en "educar a la gente y decirle que se queden en sus casas, que cierren todo, que hagan precaución y que si ven algo raro, avisen a la Policía".

Casi dos semanas de búsqueda

Además de cientos de efectivos, se desplegaron helicópteros y francotiradores, luego de que los evadidos se enfrentaran ayer a la mañana en dos oportunidades con gendarmes, a los que hirieron, abandonaran su camioneta y robaran chalecos antibalas.

Fue la segunda vez que los delincuentes son “casi” atrapados y abren fuego contra los uniformados: la primera fue en Ranchos en la madrugada del 31 de diciembre, cuando dos policías fueron heridos en un control policial; y ahora, en sendos tiroteos, dos gendarmes fueron baleados, uno en el brazo y otro en el estómago.

Helicópteros del Grupo Geof de la Policía Federal llegaron hasta dos estancias puntuales que revisaron sin resultados positivos. La investigación se aceleró a once días de la fuga, en distintos escenarios: a la madrugada, en Buenos Aires, la Policía arrestó al hermano de Víctor Schillaci, tres amigos y un penitenciario por colaborar con la fuga que ocurrió el 27 de diciembre en el penal de General Alvear; pero la atención se concentró de inmediato en Santa Fe, cuando la Justicia ordenó allí una serie de operativos que terminaron en dos tiroteos con gendarmes que habrían protagonizado los evadidos.

A las 7.30 de ayer, gendarmes llegaron a una zona rural cercana a San Carlos donde se creía que podían estar los prófugos, pero no los encontraron y, cuando se estaban yendo, descubrieron una segunda casa a la que se acercaron, oportunidad en que tres sujetos aparecieron entre los pastizales disparando. Un gendarme de 44 años resultó herido en un brazo y los delincuentes se robaron una camioneta Berlingo de Gendarmería, donde se hicieron de chalecos antibalas.

En ese lugar, los gendarmes encontraron en un galpón lindante restos de comida y la camioneta Kangoo de la exsuegra de Cristian Lanatta, con celulares, chips y balas, dato que les confirma que se trataba de los buscados.

A las 9, en tanto, hubo un segundo enfrentamiento: cuando iban en la camioneta de Gendarmería, se encontraron en la ruta provincial 6 –entre las localidades de San Carlos Sur y Gessler– con una camioneta Amarok de la misma fuerza con la que también se tirotearon. Uno de los gendarmes, de 44 años, fue internado en el Hospital de San Carlos Centro con “una herida en el brazo” –aparentemente de un fusil Fal– 
y está “fuera de peligro”.

El otro efectivo identificado como Walter Aguirre, de 31 años, oriundo de Buenos Aires, fue trasladado directamente al hospital Cullen de Santa Fe, con disparos en el abdomen y en la pierna izquierda.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar