La Municipalidad de San Francisco y el Gobierno de Córdoba se reunieron con representantes de la empresa Lear para avanzar en un acuerdo que permita que la firma de autopartes comience a funcionar como proveedora de Renault-Nissan. De concretarse, se sumaría una nueva matriz a la empresa y permitiría crar unos 400 nuevos puestos laborales en San Francisco, según aseguró el intendente Ignacio García Aresca.

García Aresca enmarcó la posibilidad en la sustitución de importaciones de Brasil, que se plantea como una estrategia de crecimiento para el reemplazo de oferta externa por producción nacional para satisfacer la demanda interna.

"Hay muchos lugares que hoy en San Francisco están tomando personal, el sector automotriz hoy tiene un crecimiento muy grande por esa sustitución de importaciones. Lo que ingresaba de Brasil a Argentina, ahora con esta sustitución de importaciones hace que muchos de todos esos proyectos se puedan tratar de abastecer desde Argentina", explicó García Aresca.

El mandatario recordó que cuando Lear llegó a San Francisco lo hizo para producir cableado para el modelo Fiat Cronos. Ahora, ante esta sustitución de importaciones, se baraja la posibilidad de que se incorpore la matriz de Nissan-Renault con el modelo Alaskan, por lo que Lear podría comenzar a hacer en San Francisco también cableado para este nuevo modelo.

En una entrevista con El Periódico, García Aresca reconoció que tanto él como el secretario de Desarrollo Económico, Social y Educativo, Marcelo Moreno, mantuvieron un encuentro con el ministro de Industria, Comercio y Minería de la provincia de Córdoba, Eduardo Accastello, y con Fernando Civila, miembro del mismo ministerio, junto a Walter Quiroga, representante de Lear en san Francisco.

"Fue para ver de llegar a un acuerdo para que la firma Lear sea proveedora de Nissan. Cuando se firme va a haber una nueva incorporación de una nueva matriz, entonces en en eso hay que ampliar y va a haber una toma de casi 400 personas, que es lo que estamos esperando para firmar, creo que falta poco", adelantó el intendente.

En ese sentido, agregó: "Lo más importante es que lo único que queda por cerrar es el precio, no la calidad del producto, porque Nissan tiene estándares y todos los estándares dan bien. Ahora lo único que queda es llegar a un acuerdo entre lo que ofrece Lear y lo que ofrece Nissan. Si llegamos a ese acuerdo, para el que la Provincia está haciendo un esfuerzo muy grande, vamos a tener la posibilidad de incrementar lo automotriz".

Nacionalización de piezas

La planta automotriz de Renault, ubicada en la ciudad de Córdoba, hoy tiene pedidos de vehículos por encima de las posibilidades en firme de cubrir esa demanda. Por eso, se informó que planea en septiembre incorporar un segundo turno, lo que generará mil empleos nuevos en Córdoba, entre directos e indirectos.

También proyecta que puede elevar hasta 82 por ciento la fabricación. Pero estos planes dependen de que sea autorizada a una mayor importación de componentes. Mientras tanto, la compañía viene negociando con proveedores para la nacionalización de nuevas piezas, lo que requiere de tiempo.

Y en esto último entraría en juego la planta de Lear radicada en San Francisco. De oficializarse el acuerdo, Lear se convertiría en proveedora de Renault y por ello necesitaría sumar personal.