Fundación Empate San Francisco tiene una nueva sede donde realiza sus entrenamientos, la escuela se mudó desde hace unas semanas al predio de San Isidro -ubicado sobre calle 9 de Septiembre- donde también incorporarán nuevas disciplinas.

Diego Dagatti explicó que los motivos del cambio de sede obedecen meramente a una cuestión de espacio y horarios que, por la pandemia, se comenzaron a superponer con las actividades que también se realizan en Antártida Argentina. Tras un convenio firmado con La Gran 7, los chicos ahora se pueden entrenar en una cancha de fútbol 7 y no en la cancha de hockey como lo hacían antes. "Además de la emoción de volver a los entrenamientos, hicieron un click emocional muy grande por el solo hecho de entrenar en una cancha de fútbol porque antes lo hacían en una cancha de hockey. Ahora al ver los arcos, las redes, es otra cosa, buscan hacer otras cosas y entrenan de otra manera", comentó Dagatti.

"Por ahora vamos a arrancar con tenis, además de fútbol, estamos esperando que se termine la cancha nueva de tenis de San Isidro para arrancar con las actividades nosotros también. Desde Empate Córdoba nos van a mandar varios elementos para entrenar porque ellos ya hace rato que están entrenando con tenis, con muy buenos resultados, entonces no tenemos que comprar los elementos", explicó.

"La idea nuestra es poder hacer básquet también, pero lo postergamos por ahora y para el año que viene seguro que ya vamos comenzar con esa actividad", indicó.

La escuela continúa ofreciendo clases de fútbol gratuitas para personas con síndrome de down, cuenta con un staff de 30 voluntarios y más de 25 alumnos de entre 3 y 40 años. "No estamos al 100% con la captación por la situación de la pandemia y no podemos hacer mucho, por ahora estamos entrenando martes y viernes de 17 a 18 horas", explicó.

Próximo objetivo: la sede

Por otro lado, Dagatti también explicó que en el marco del proyecto seleccionado por la UEFA lanzarán en las próximas semanas una convocatoria para las empresas de la ciudad con el objetivo de conseguir apoyo para tener una sede social donde se desarrollarán actividades culturales, igual que la sede que funciona en Córdoba capital.

"Queremos conseguir un espacio físico para sumar actividades extra deportivas antes de fin de año, es el objetivo más próximo", señaló.

También lanzarán próximamente una nueva convocatoria para incorporar voluntarios que deseen sumarse para acompañar a los chicos.