Tras la conquista de la Copa América con Argentina, el futuro de Lionel Messi parece un tanto incierto a nivel clubes. El crack argentino permanece en Rosario tras la victoria del sábado en el Maracaná de Río de Janeiro, es jugador libre desde el 1 de julio y tiene la renovación de su contrato acordada, pero el club trabaja con La Liga la autorización de ese acuerdo dentro de las reglas del fair play financiero.

El rosarino sigue siendo el mejor jugador del planeta. A la hora de realizar apuestas deportivas en William Hill, siempre es importante tener en cuenta dónde irá uno de los que mejor rendimiento tiene en el planeta. Por eso, hay varias alternativas para tener en cuenta sobre su futuro.

La más obvia parecería ser que se quede en el FC Barcelona. Con la llegada de Joan Laporta a la presidencia, que fue uno de los que mejor relación ha tenido con el rosarino, todo parece indicar que seguirá en el club. Además, la llegada de su amigo y compañero de la selección, Sergio Agüero, no hacen más que reforzar esto.

Si bien se mantendrá Koeman en el armado táctico, lo más seguro es que se quede para finalizar sus mejores momentos. Sin embargo, todavía es jugador libre, pues no aseguró su continuidad, por lo que hay otras ofertas sobre la mesa. Por ejemplo, la posibilidad de recalar en el PSG.

A sus 34 años, está en una enorme performance actual, pero los años pasan y no debería sorprendernos que, dentro de unos años, termine en una liga menor. Por ejemplo, en la MLS, donde declaró que le gustaría “probar la experiencia” e incluso un hipotético regreso a Newell’s Old Boys de Argentina, equipo del que es hincha.

El futuro de Messi en su selección

Hay otro parámetro que debemos tener en cuenta: la selección nacional. Durante un tiempo, fue el karma principal de este delantero. Si bien había tenido un enorme rendimiento en el equipo catalán, vivió distintos fracasos con la camiseta blanquiceleste, pese a que jamás ha dejado de intentarlo.

El astro sufrió varias decepciones entre distintas ediciones de la Copa América y de la Copa del Mundo. Si bien le queda la posibilidad de llegar a la edición del Mundial 2022 de Qatar, que seguramente será el último de su carrera, el hecho de estar rodeado de una camada de nuevos futbolistas le genera una gran ilusión.

Con un gran rendimiento individual en la conquista de la Copa América 2021, esto podría afectar el propio futuro del delantero. Por ejemplo, como se siente cada vez más querido en su país, no debería extrañar que, en caso de firmar la renovación con los culés, decida pasar una temporada en su país para vivir el “calor argentino”.

En cualquier caso, parece que su carrera todavía tiene bastante mecha. Especialmente, para volver a obtener la UEFA Champions League con su equipo de siempre, esta vez desde un rol mucho más cercano a la experiencia, pues su propio estilo de juego ha mutado y ya no es tan explosivo como antes, aunque es más inteligente y técnico.

Sin dudas, el futuro de Lionel Messi condicionará el panorama del fútbol actual. Habrá que ver qué es lo que decide, por lo que todo el mundo del fútbol estará expectante.