Crecen los diagnósticos de VIH en jóvenes: profesionales dicen que es un llamado de atención

Local 26 de noviembre de 2019
Aunque son menos casos nuevos detectados a diferencia del 2018, la mayoría de los infectados tienen menos de 30 años. Desde hospital sostienen que la ESI es clave. Además, el próximo año implementarán un espacio de escucha en grupo para guiar a los pacientes infectados.
hiv-test
Las profesionales recalcaron la importancia del testeo

En Argentina cada año se registran 6.500 nuevos diagnósticos de VIH. Se trata de una tendencia que se mantiene estable desde la última década pero que últimamente empezó a registrar variaciones. Por ejemplo, en nuestra ciudad van en aumento los diagnósticos en jóvenes de entre 20 y 30 años, informaron desde el área de Servicio Social del Hospital Iturraspe, desde donde se observa desde el año pasado una “relajación” en las campañas de concientización que debería llevar adelante el Estado.

En San Francisco son alrededor de 150 los casos que se siguen actualmente de personas con el virus de inmunodeficiencia humana (VIH) y este año se llevan detectados hasta la fecha 15, tanto en el ámbito público como privado, aunque sin contabilizar solo un centro de salud de estos últimos ya que cuenta con un médico infectólogo propio. 

En todo 2018 habían sido diagnosticadas con este virus 20 personas, mientras que en 2017 se sumaron 16 nuevos pacientes. 

María Fernanda Foresta, médica infectóloga del Hospital Iturraspe y parte del Programa de VIH y Enfermedades de Transmisión Sexual (ITS), señaló que en nuestra ciudad “no pasa nada diferente a lo que marcan las estadísticas nacionales”, aunque alertó sobre la franja etaria donde se detectan los nuevos casos: “La mayoría son jóvenes, por debajo de los 30 años, y tuvimos un par de casos nuevos de adultos por arriba de los 60”, informó en diálogo con El Periódico.

Por su parte, la jefa del Servicio Social del nosocomio público, Rosana Dutto, volvió a insistir en que se “relajaron” las campañas de concientización y mermó el uso del preservativo, combinado con el consumo problemático de sustancias: “Muchos pacientes jóvenes que tenemos tienen esta característica”, resaltó.

Foresta agregó que si bien hay campañas en las escuelas lo que se debe hacer es “llegar de manera más visceral o vivencial”, de lo contrario –agregó- “no se explican estos casos nuevos de chicos jóvenes infectados. Evidentemente no todos saben del tema. Cuando tenemos un paciente joven una vez detectado le preguntamos si sabe sobre el VIH y te dicen más o menos. Lo que pasa es un llamado de atención”, alertó.

El Día Mundial de la Lucha contra el Sida se conmemora cada 1 de diciembre para llamar la atención sobre el VIH/sida. 

Aunque pasaron varios años de que el diagnóstico de VIH no significa una “condena a muerte”, ya que aparecieron tratamientos que convirtieron al virus en algo con lo que se puede convivir, es mucho mejor, claro está, si se puede evitar. 

Para Dutto, la Educación Sexual Integral (ESI) es fundamental ante un escenario como el actual: “La ESI en todos los años, desde el chiquito al que termina el secundario”, aseguró.

El preservativo, sin uso

Para las profesionales “el uso del preservativo no es habitual” de acuerdo a la experiencia en las charlas: “Te dicen que hacía bastante que salían con tal persona, que al principio lo usaban, pero que se convirtió en una relación estable y ya no lo usaron más. Después hay casos de matrimonios estables de mucho tiempo, pero eso no asegura que no haya habido en el medio una situación de riesgo de alguno de los dos”, manifestó Dutto. 

“En todos los casos el problema está ahí. Te dicen que no se protegieron a la hora de tener relaciones y no tienen una respuesta del porqué. Todos saben de la enfermedad, de la posibilidad de contagio, de que existe el preservativo. Pero es como que hay un vacío”, agregó Foresta.

IMG_1881
Rosana Dutto y Fernanda Foresta 



Según una encuesta dada a conocer este año por la organización AHF Argentina (AIDS Healthcare Foundation), sobre 30.000 casos en 16 provincias, sólo el 14,5 por ciento de las personas dijo utilizar preservativo en todas sus relaciones sexuales, el 65 por ciento advirtió usarlo a veces y el 20,5 por ciento reconoció no usarlo nunca.

En Argentina más del 98 por ciento de las nuevas infecciones de VIH son por tener relaciones sexuales sin preservativos. También hay un aumento de casos de otras infecciones de transmisión sexual como la sífilis.

Reacciones y respuesta inmediata

“Después de tantos años de epidemia uno habla hoy de una enfermedad crónica. Ante el diagnóstico hay gente que se angustia mucho y no empieza el tratamiento o no lo puede asumir y gente que realmente tiene conciencia de la enfermedad y adhiere al tratamiento. Nosotros dentro del programa tratamos además de ofrecer la escucha”, señaló Dutto. 

Y el próximo año intentarán afianzar este espacio que servirá de acompañamiento al paciente y también en grupo, reveló la trabajadora social: “En la entrevista de admisión tenés el diagnóstico, el tratamiento, el papelerío y la cabeza confundida. Entonces pensamos un espacio para que el paciente pueda ir transitando lo que le pasa, cómo asume la enfermedad, cómo se devela el diagnóstico a la familia, a la pareja, a los amigos, cosa que uno no puede asumir al principio. La idea es trabajar esto el próximo año y además trabajar en grupo con pacientes con el mismo diagnóstico porque allí salen cosas cuando estás con otros que están en la misma situación. Un grupo de pares”, anticipó Dutto. 

Detección temprana

En la Argentina, de acuerdo al Boletín de Sida y ETS del Ministerio de Salud de La Nación realizado en diciembre de 2018, hay 129.000 personas que viven con VIH. Aproximadamente el 20% de este grupo desconoce su diagnóstico. 

Asimismo, la meta mundial propuesta hace unos años por Onusida, denominada “90-90-90”, propone para el año 2020 aumentar al 90% la proporción de personas con VIH que conocen su diagnóstico, incrementar al 90% aquellas bajo tratamiento antirretroviral y que el 90% bajo tratamiento tenga carga viral suprimida.

Según Foresta, “el principal problema es hacer diagnóstico” y agregó que cuando este ya existe “todos los pacientes tienen tratamiento”.

Luego la médica recalcó que el testeo “es fundamental” y alentó a los médicos a que lo “ofrezcan” en sus consultorios a pesar de que vayan por otra cosa e informando a la gente sobre su disponibilidad. 

Para Dutto “lo importante de conocer temprano el diagnóstico es hacer el tratamiento, y evitar las enfermedades asociadas”. 

Además de los análisis clínicos en laboratorio, los interesados pueden hacerse el testeo para HIV, sífilis y hepatitis en la guardia del hospital y en los consultorios inclusivo, de salud sexual y reproductivo y del adolescente.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar