Puerto Madryn inauguró la temporada de ballenas

El País 10/07/2021
El avistaje de ballenas comenzó el 2 de julio con una presencia masiva de ejemplares de la Ballena Franca Austral, generando un show inolvidable y único para los turistas y lugareños. Video.

Puerto Madryn inauguró este mes la temporada de ballenas, con una marcada expectativa hacia las vacaciones de invierno, donde las autoridades turísticas estiman una presencia de visitantes superior a la de la última temporada de verano, que esperan que se proyecte a las futuras vacaciones estivales.

El avistaje de ballenas en Puerto Madryn comenzó el 2 de julio, con una presencia masiva de ejemplares de la Ballena Franca Austral, generando un espectáculo inolvidable y único para los turistas y lugareños.

Este año un total de 1.006 ejemplares fueron captados en el primer censo aéreo de la temporada, según informó el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet).

La gran mayoría fueron ubicados en las zonas tradicionales de avistaje, como el Doradillo, cerca de Puerto Madryn, donde es posible apreciarlas desde la costa, y en Puerto Pirámides, donde se los puede ver desde botes.

Según el censo, se contabilizaron 496 mamíferos solitarios, 33 madres de crías de la temporada 2020, 33 crías nacidas durante la temporada 2020, 222 madres de crías nacidas este año y 222 crías nacidas este año.

Respetando el ciclo reproductivo, a partir de junio las ballenas ingresaron a los golfos Nuevo y San José en busca de un lugar de aguas calmas y protegidas, tras haber permanecido durante meses aguas adentro, a la altura de Brasil, alimentándose de krill.

"Las primeras ballenas comienzan a aparecer en abril, allí ya es posible ver alguna que otra en la zona del golfo. Pero no es hasta fines de junio o julio cuando se registra la mayor concentración, que se extiende hasta mediados de diciembre", indicó Diego Weigandt, el guía que acompañó Télam durante el recorrido por el Golfo Nuevo.

La Ballena Franca Austral es sin dudas la estrella del espectáculo al que se suman elefantes y lobos marinos, pingüinos de Magallanes, delfines, orcas y otras tantas especies de fauna terrestre y flora, conformando una de las atracciones turísticas por excelencia del país, especialmente valorada por el turismo extranjero, aunque este año la presencia de foráneos no sea posible.

Más de El Periódico

Newsletter

Te puede interesar