A dos años de San Isidro campeón: "Fuimos un equipo solidario y se notó", dijo Rodríguez Suppi

Deportes 09/06/2021
[VIDEO] El 9 de junio de 2019 quedará grabado en la historia del básquet local. Los Halcones Rojos vencían a Barrio Parque y se coronaban campeones de la Conferencia Norte de la Liga Argentina. "Siempre San Isidro va a estar en mi corazón", señaló el base Juan Ignacio Rodríguez Suppi.

El 9 de junio de 2019 quedará por siempre grabado en la memoria de todos aquellos que estuvieron pendientes, desde su casa o desde la tribuna, de San Isidro. Aquel 9 de junio el "rojo" se consagraba campeón de la Conferencia Norte de la Liga Argentina tras vencer a Barrio Parque de Córdoba, en el Severo Robledo, por 77 a 74.

Fue en un quinto juego, y después de dos derrotas en la capital provincial que pusieron la serie final de Conferencia 2-2. El equipo de Torre había estado muy cerca de coronarse fuera de casa, pero el destino prefirió que el festejo se de con su gente.

En un partido parejo y de dientes apretados, San Isidro logró quedarse con el triunfo recién sobre el final. Los Halcones le pusieron intensidad al juego desde el comienzo, pero lo cordobeses siempre respondieron con criterio.

Palo y palo, como se preveía. La definición se estiró hasta el último segundo y fue el elenco sanfrancisqueño quien estalló de alegría para festejar el título de la Conferencia Norte. Histórico, por cierto, la mejor campaña de San Isidro en la segunda división del básquet argentino.

Luego, Los Halcones disputaron la final por el ascenso ante Platense que quedó en manos del equipo bonaerense en otra serie muy ajustada que terminó 3-2. Pero más allá del resultado final fue sin dudas una temporada que despertó la simpatía de propios y extraños en San Francisco; y puso en lo más alto del plano nacional a un equipo con una identidad marcada que escribió su página en la historia del club.

suppi
Juan Ignacio Rodríguez Suppi fue el conductor y uno de los puntos altos de ese equipo.

"San Isidro va a estar siempre en mi corazón", dijo Rodríguez Suppi

Uno de los emblemas y quizás el punto más alto del equipo fue Juan Ignacio Rodríguez Suppi, que particularmente tuvo un gran desempeño en la etapa de playoffs. El base oriundo de Santa Elena (Entre Ríos) jugó 60 partidos con 12,9 puntos y 3.9 asistencias de promedio en 33,3 minutos por encuentro.

"Uno se queda con el sabor amargo de haber pedido la final y eso tapa todo lo bueno que hicimos en el año que fue sumamente positivo en todo aspecto, en lo institucional, para el club, para los hinchas y para los jugadores. Encontrarnos en la final y mirar la plantilla de San Isidro, que hasta ese momento los jugadores con más renombre eran Santiago González, Germán Sciutto y Rodrigo Sánchez, después venía Cambronne que no era el  mejor extranjero, Santiago Ludueña, Rodrigo Haag, Mauricio Corzo, Rodríguez Suppi que no eran de la primera línea de la Liga Argentina, veníamos teniendo buenos campeonatos pero no éramos los jugadores más caros del mercado. Ese torneo nos sirvió para demostrar que cada jugador estaba a altura de la circunstancias y lo que se logró fue algo histórico para el club y para la ciudad", señaló el jugador.

Ese equipo, al mando de Sebastián Torre, construyó una identidad de juego que mantuvo y perfeccionó con el correr de la temporada disputando partidos muy atractivos. "Tiene que ver con lo que quería el cuerpo técnico y los jugadores supimos interpretar ese mensaje. Se trabajó a conciencia, día a día y no hubo reproches porque todos los chicos se brindaron al 100% tanto para entrenar, para el grupo, para relegar minutos. Hicimos de un plantel con nombres no tan fuertes, un gran equipo y eso hizo que se alargue la plantilla", explicó.

san isidro

El hincha se sintió identificado

En los últimos juegos de la temporada el "Severo Robledo" explotó, la gente se agolpó para ver a un San Isidro intenso que proponía un juego vertiginoso y enamoraba a propios y extraños. "Eso habla de la identidad del equipo, la humildad y de lo que transmitíamos dentro de la cancha. Cada uno dejaba el 100% y se brindaba por completo para un bien común y personal de seguir progresando, de brindarle a la gente lo que quiere ver. La gente de su ciudad quiere que al equipo le vaya bien, pero mas allá de eso quiere que se identifique con su gente, el club y la ciudad; y nosotros tuvimos esa cuota de brindarnos, ser solidarios, humildes y se notó", contó Rodríguez Suppi.

"A mi la temporada me marcó muchísimo, pegué un salto de calidad. Más allá de no poder conseguir el objetivo primordial del ascenso nos fuimos con la cabeza muy tranquila y en alto de haber logrado grandes cosas porque no solo hay que salir primero para conseguir grandes cosas, para mí significó casi un título y algo muy importante en mi carrera que me quedó marcado para siempre", expresó.

Por otro lado, el jugador contó también que el grupo sigue en contacto: "seguimos manteniendo el grupo de WhatsApp y el punto de encuentro es Santa Fe, nos juntamos en la residencia González que tiene un lindo campo en Santa Fe y nos reunimos con la familia a compartir un asado", comentó.

"Quiero mandarle saludos a la gente de San Isidro, se los recuerda con una sonrisa y espero que siga siendo así por el resto de la vida. Lo más importante acá, además de ganar o no, es ser buena persona y poder mirar a los ojos pase lo que pase y decirse las cosas de frente, yo valoro cada vez más esas cosas. Por ahí más que levantar un trofeo o más que salir campeón, importa mucho las formas aunque siempre se busca salir campeón eso significó un triunfo. Desearles lo mejor siempre porque San Isidro va a estar siempre en mi corazón", dijo Rodríguez Suppi.

Avanza la recuperación

Rodríguez Suppi sufrió en noviembre de 2020 la rotura de del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha en un partido entre Oberá TC y Atenas de Córdoba por la Liga Nacional. Tras la operación, a casi 8 meses de la lesión, ya se encuentra trabajando y espera llegar al 100% para la próxima temporada, aunque no será en el equipo de Misiones. ¿Un guiño para San Isidro?

"Voy por el mes 7 y me queda un mes más, me encuentro bien, tranquilo y esperando volver a las canchas pronto. No voy a seguir en Oberá, ya me lo comunicó la dirigencia que no me van a tener en cuenta, aparentemente Oberá quiere pelear los primeros lugares de la Liga Nacional y el DT se decidió por otros jugadores de jerarquía, así que estoy buscando nuevos horizontes", comentó el jugador.

¿Y San Isidro? "Siempre estoy en contacto, tenemos la mejor relación. Estoy abierto a escuchar".

san isidro

A estadio lleno

Más de 2 mil personas coparon el "Severo Robledo" para ver esa final ante Barrio Parque. Las plateas se agotaron un día antes y las pocas generales que quedaron se agotaron también unas horas antes del partido.

San Isidro jugó toda la etapa decisiva a estadio lleno y consiguió cautivar al público sanfrancisqueño que hacía mucho tiempo que no colmaba un estadio de básquet de esa manera. 

IMG_0611


Síntesis de la final

Parciales: 18-23  / 21-16 / 21-22 / 17-13

San Isidro 77: Rodríguez Suppi 26, Ludueña 3, Haag, Sánchez 18, Corzo 4, Cambrone 19, González 2, Sciutto 5, Feder Ponce, Vergara, Zezular, Pérez. D.T: Sebastián Torre

Barrio Parque 74: Guerra 3, Kelly 26, Rivata 6, Mikulas 21, Rossi, Cravero 2, Reinaudi 8, Xynos, Chiera 8, Bauduco, Carreño, Oberto. DT: Marcos Boccolini

Estadio: Severo Robledo

El partido completo



Más de El Periódico

Newsletter

Te puede interesar