La fibra óptica, uno de los grandes desafíos del Parque Industrial en el año del 50 aniversario

Local 27/03/2021
Sus dirigentes explicaron que la idea es que este servicio llegue a cada empresa, de manera eficiente y a un costo más bajo que el de mercado. “Hoy no se puede trabajar sin internet”, aseguran. También abordaron otros temas.
directorio
Beccaría, Frusso y Piscitello, frente a la sede del Parque Industrial.

El Parque Industrial de San Francisco transita este año el camino de su 50 aniversario, con varios desafíos, aunque uno se destaca sobre los demás por la preponderancia que tendrá para las 160 empresas radicadas en la actualidad: la fibra óptica. Hoy el predio cuenta en su totalidad con los servicios de energía eléctrica, agua, cloacas y gas natural, esenciales para la producción y que lo destacan sobre los demás de su tipo a nivel nacional. 

José Luis Frusso, presidente de esta sociedad anónima de participación mixta (al ser pública y privada), Gustavo Piscitello, vicepresidente, y Leonardo Beccaría, gerente de la institución, dialogaron con El Periódico y destacaron la labor que se lleva adelante.

- ¿Cómo se transita el año donde se cumple el 50 aniversario del Parque Industrial?

Leonardo Beccaría: Ya arrancamos con capacitaciones, por ahora de manera virtual. También la idea es reconocer a todos los que pasaron en estos 50 años, gente que ya no está y que hizo un gran trabajo para generar este polo productivo. Ya en septiembre esperamos poder hacer, si la pandemia lo permite, una fiesta. Es un orgullo el Parque para quienes trabajaron y trabajan al día de hoy, y viendo su crecimiento se confirma que fue una decisión muy acertada en su momento por parte de los visionarios que pensaron en él. Es un lugar que significa mucho para los sanfrancisqueños.

- Un aniversario que encuentra a un predio dotado de los servicios más importantes.

J.L. Frusso: Es así. El Parque crece día a día con sus 160 empresas radicadas y otras 40 en vías de radicación que están haciendo sus instalaciones, galpones o el movimiento de tierra, a pesar de que vivimos siempre en crisis, ahora con la pandemia. Por suerte tenemos una muy buena relación con la Municipalidad, donde hay un gran apoyo, donde se trabaja mancomunadamente y con libertad y nos permiten acceder a programas, ayudas, asesoramientos, capacitaciones que son muy importantes. Pese a la pandemia se evidencia un crecimiento.

Gustavo Piscitello: En esta conjunción de lo público y privado, hemos entendido cada uno el rol que cumple. El empresario en la producción y una política de Estado que Martín (Llaryora) potenció e Ignacio (García Aresca) continúa, que es gestionar mayores servicios, nuevas radicaciones. Nuestro Parque es un 90 por ciento pyme, con rubros muy variados. Hoy no podemos dejar de lado la parte tecnológica, primero con la Incubadora de empresas, pero después con el crecimiento de las empresas de software. Y en materia de servicios no debe haber otro parque industrial pyme como este, con además tres mil personas con empleo directo en la actualidad, más otra masa que lo hace indirectamente.

Leonardo Beccaría: Tenemos seis mil ingresos de personas por día, con el transporte, un flujo muy importante. Lo que hay que destacar en la pandemia es que el industrial comprendió la importancia de seguir trabajando a través del protocolo que creamos. Cuando comparamos esta situación con Buenos Aires o nuestra provincia observamos que en muchos lugares estuvieron entre cinco o seis meses sin actividad. Acá, salvo alguna excepción, la pandemia se vivió como una crisis más, pero siempre, pese a todo, se sostuvo el crecimiento. El empresario en plena crisis no se quedó en la queja, buscó la oportunidad de vender, de adaptarse a fabricar, lo que nos diferencia de otros lugares del país.

- ¿En qué se diferencia el Parque Industrial de San Francisco respecto a los demás?

Leonardo Beccaría: Buscamos que se siga diferenciando como el Parque Industrial pyme más importante en cuestiones de servicio. Tenemos agua, cloaca, energía eléctrica, gas natural, todo al cien por ciento, en las 186 hectáreas, de las cuales aun hay 12 disponibles. Además se trabaja muy fuerte en otro predio de 68 hectáreas con la cuestión ambiental y el diseño que tendrá. Constantemente las empresas tratan de crecer y generar empleo, invertir en maquinaria, levantar galpones. También estamos ansiosos de que se cierre el convenio con Lear para generar otras 300 fuentes de trabajo.

directorio1

- ¿Respecto a los servicios, la fibra óptica es el desafío más importante?

Leonardo Beccaría: Venimos trabajando mucho en ese sentido y va a ser un gran logro porque sin internet es difícil trabajar. Hoy es un problema que tienen las empresas por el mismo crecimiento. Hasta el momento teníamos un proveedor que era Telecom-Fibertel, luego se sumó Claro. Nos estamos asesorando para poder tirar una red de fibra óptica a todas las empresas del predio, mientras tanto se gestionan los fondos ante Provincia y Nación. La idea es que a cada empresa llegue la fibra óptica y que luego un operador sea quien lo explote para que haya regularidad en el servicio, más de dos proveedores para que si uno falla no lo resienta y además a un costo más bajo que es el que tienen las empresas en el mercado. En esto avanzamos con la Municipalidad y el Ministerio de Ciencia y Tecnología, que fue trabajar en el tendido de la fibra óptica digital a todas las empresas del parque. Pero además buscamos generar una nave que aglutine a empresarios del software que son muchos y hace falta visibilizar porque generan mucha mano de obra. La mayoría, en un 95 por ciento, exporta y es un valor agregado que puede traer nuevas inversiones si uno lo ve todo en un espacio de coworking.

- Lo que es evidente es que el lugar cambió, ya no se trata de la industria metalúrgica y metalmecánica.

Leonardo Beccaría: Hace 50 años se arrancó con los fierros, pero se fue reconvirtiendo. El 50 por ciento del rubro es metalúrgico, metalmecánico, máquinas y herramientas, pero ya con otro tipo de servicio, con tecnología que no se orienta solo al software.

- ¿Qué otros desafíos se plantean?

J.L. Frusso: La apuesta es salir a captar inversiones importantes pero además seguir con el perfil pyme, lo que hace que sigamos vendiendo entre ocho y diez terrenos anuales y que cada proyecto pueda generar entre cinco y veinte empleados, pero lo importante es ir sobre bases sólidas.

Gustavo Piscitello: Desde 2008 se hizo un trabajo público para que las empresas se vengan al Parque. Hoy, por ejemplo, dentro de un mismo predio podés encontrar un proveedor, es un circulo virtuoso importante el que se armó. También hay que destacar la presencia de una aduana, un banco (Galicia), un área de servicios. También está la idea de reordenar el tránsito en el predio ante el crecimiento; la seguridad 24 horas y este año terminaremos de cubrir todos los sectores con cámaras de seguridad. En este Parque Industrial se encuentra la tierra pero además los servicios.

Más de El Periódico

Newsletter

Te puede interesar