Ni Una Menos: los reclamos que se escucharon en San Francisco

Local 03/06/2020
Hubo concentración y marcha. El documento leído elevó varios reclamos. También aseguran que en la pandemia la violencia machista encontró “terreno fértil” y le pidieron a la sociedad de San Francisco mayor compromiso en casos de abuso y violencia hacia las mujeres.
DSC01262

Pañuelos verdes y lilas, banderas de los mismos colores y también del movimiento LGBTQ+, voces por autoparlantes y marcha por las calles pidiendo que se acabe la violencia machista fueron parte este miércoles de una nueva concentración en San Francisco llevada adelante por el movimiento #NiUnaMenos.

Durante la manifestación realizada en el Centro Cívico se leyó un documento del colectivo “Mujeres, Lesbianas, Trans y Travestis Unidxs San Francisco”, que este año reclamó por diversos puntos.

“A cinco años del primer grito del movimiento Ni una menos, que logró reunir y articular las redes feministas en toda la extensión de nuestro país, acuerpadas y movilizadas por los femicidios que se venían sucediendo, volvemos a salir a la calle”, indicaron, asegurando que la violencia machista “encontró en la cuarentena un terreno fértil para avanzar sobre nosotrxs; nuestras luchas no pueden abandonar ningún espacio mientras no haya respuestas a nuestra emergencia”.

Desde el colectivo además pidieron que se deje de utilizar su lucha de manera banal para lograr intereses personales. “El feminismo se construye individual y cotidianamente, pero la salida es colectiva”, aseguraron.



Luego elevaron un pedido a comunidad de San Francisco: “Así como repudia cada una de nuestras intervenciones, que también se indigne y reclame por aquellas niñas abusadas, embarazadas y obligadas a parir; por las 124 vidas que se cobró la violencia machista en lo que va del año, de las cuales 61 corresponden a estos 73 días de cuarentena, y que ayer nomás nos arrebató a Rocío Fernández; por los funcionarios violentos que nos siguen gobernando a pesar de tener órdenes de restricción vigentes; porque las mujeres siguen siendo las encargadas de las tareas de cuidados y en este contexto han tenido que responder a la totalidad de las tareas domésticas; porque las condiciones de precarización y flexibilización laboral incrementan la feminización de la pobreza; y porque seguimos siendo las más vulneradas de un sistema patriarcal, violento, machista, que nos oprime y nos explota”, concluyeron.

Lo que se exigió en el documento

  • Presupuesto YA para mujeres, lesbianas, trans, travestis y no binaries. ¡El Estado y los gobiernos son responsables!
  • Implementación de la ley Micaela. No queremos violentos en nuestro gobierno, en nuestros gremios, ni en nuestros espacios de trabajo. En este sentido recordaron el caso del concejal del PRO de nuestra ciudad, Ángelo Cornaglia.
  • Campañas de difusión masivas contra todas las violencias de género.
  • Apertura en San Francisco del refugio transitorio para mujeres que atraviesan situaciones de violencias.
  • Patrocinio jurídico y tratamiento psicológico gratuito para las personas que atraviesan situaciones de violencias.
  • Basta de precarización de los profesionales del Polo de la Mujer.
  • Articulación entre los diferentes organismos locales que deberían abordar las violencias contra las mujeres y disidencias para evitar la revictimización.
  • Apertura de todos los centros de salud municipales y conformación de equipos interdisciplinarios para dar respuestas integrales a las problemáticas de la comunidad.
  • Que se garantice la continuidad en la entrega de hormonas y métodos anticonceptivos en los espacios de salud pública, declarados prestaciones esenciales de salud.

DSC01267

  • Cumplimiento efectivo de la ley de parto humanizado para elegir cómo, dónde y con quien parir aún en tiempo de pandemia.
  • Cumplimiento real de la Ley Nacional de Contracepción Quirúrgica en los espacios públicos y privados de la salud. Que maternar sea una opción, NO una obligación. Nosotras somos las únicas que debemos elegir.
  • Anulación de la ley 10694, de Reforma Previsional en la provincia de Córdoba, la cual tuvo en su mayoría, votos positivos del PJ cordobés, incluida la Legisladora Alejandra Piasco.
  • Aborto legal, libre, seguro, gratuito, cuidado y feminista.
  • Aprobación del proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo presentado por la Campaña Nacional por el Aborto Legal, Seguro y Gratuito.
  • Garantizar la Interrupción Legal del Embarazo y producción de Misoprostol a nivel local.
  • Cumplimiento efectivo de la Ley de Educación Sexual Integral con carácter científico y perspectiva de género en todos los niveles y modalidades del sistema educativo, especialmente en contexto de pandemia.
  • Derogación de todos los artículos de los códigos contravencionales que persiguen y criminalizan a las trabajadoras sexuales.
  • Inclusión laboral trans, real y efectiva. Que el Intendente Ignacio García Aresca reciba y escuche el reclamo de nuestrxs compañerxs del Centro Trans Inclusivo.
  • Al fiscal Bernardo Alberione le seguimos exigiendo que realice sus investigaciones con perspectiva de género. Que dicte prisiones preventivas hasta que las sentencias de los abusadores y feminicidas queden firmes. Repudiamos el encubrimiento de Alejandro Lovera, quien continúa reproduciendo violencia y circulando libremente, al igual que el violador Carlos Fuentes.
  • A los y las periodistas y comunicadores sociales de nuestra ciudad, formación urgente en perspectiva de género.
  • Separación urgente de la iglesia del Estado. Que los fieles se banquen sus cultos.
  • Libertad para Milagro Sala.
  • Absolución para Higui porque defenderse no es delito.
  • Justicia por Ramona Medina.
  • A igual trabajo, igual salario.
  • Respeto. Queremos espacios en los que podamos expresarnos libremente. Estamos cansadas de que la policía nos persiga y nos saque fotos sin nuestra autorización.
  • Basta de invisibilizarnos. Estamos hartas de que en los espacios políticos, gremiales y de representación se niegue nuestra existencia.

Más de El Periódico

Newsletter

Te puede interesar