Polémica por el polvo en la yerba: ¿qué dicen los especialistas?

Buen Comer 09/06/2017
Una empresa asegura que el polvo es parte de la yerba y le aporta "rendimiento y sabor". Una especialista coincide, pero aclara que tiene que ser "polvo de hoja" y no polvillo.

Tras la difusión de una serie de videos en las redes sociales en los que un usuario cuestionó la gran cantidad de polvo de la mayoría de los paquetes de yerba mate que se venden en el mercado, estalló el debate y con ello aparecieron los comentarios tanto de entendidos en la materia como de aquellos que solo quieren tomar un buen mate. 

Eugenio Maldonado decidió compartir con los usuarios de Facebook su indignación a partir de un descubrimiento cuando comenzó a tamizar la yerba para sus mates. "Tengo un problema en el riñón, tengo cálculos, y de tanto tomar mate me di cuenta que había que empezar a colarla". En el siguiente minuto y medio, se puede ver cómo, al colar toda la yerba, descartar el polvo de un paquete recién abierto de una reconocida marca y pesarlo, se perdía la mitad de su contenido. "¡Me cansé de que nos estafen! Muchos se van a reír, pero esto es lo que nuestro cuerpo consume y nos afecta la salud", disparó Maldonado.

Minutos luego de su publicación, el video se viralizó y actualmente cuenta con más de 7 millones de reproducciones y más 200 mil personas que compartieron también lo que consideran una "estafa". Tres días después, este mismo usuario compartió un segundo video donde comparó el peso de ocho marcas argentinas distintas de yerba después de haber sido separadas del polvo. 

La respuesta

Rápidamente, una de las empresas acusadas de estafa, el productor Las Marías, donde se produce la yerba Taragüi, difundió por las redes sociales un comunicado y una serie de videos donde explican que los cuatro componentes principales de la yerba son el palo, la hoja gruesa, la hoja fina y el polvo. "Siguiendo la receta original, cada uno de estos componentes se dosifica con un alto grado de precisión, verificando su porcentaje por personal del Sistema de Aseguramiento de la Calidad", indicaron.

Por otro lado, la empresa también aseguró que cada componente tiene algo para aportar en la yerba. Según la compañía, tanto la hoja gruesa como la hoja fina "aportan intensidad y sabor" y el palo "equilibra la acción entre componentes". Por su parte, el polvo -denominado técnicamente hoja impalpable- es, según Taragüi, "un componente virtuoso que aporta rendimiento, sabor y espumosidad a la infusión". "Ninguno de los componentes de la yerba mate es perjudicial para la salud", concluyeron.

También el Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM) emitió un comunicado donde asegura que según establece el Código Alimentario Argentino en el artículo 1193, la hoja, el polvo y el palo forman parte de la yerba mate elaborada.

La opinión de una especialista

Para comprender a fondo la cuestión sobre los componentes de la yerba mate, Infobae consultó a Valeria Trapaga, la primer sommelier especializada en cata de yerba mate del mundo, quien aseguró que el fondo de la cuestión es el desconocimiento sobre la yerba que hay entre los consumidores. 

Si bien explica que los distintos tipos de yerba y marcas pueden variar en contenido de alguno de los componentes, determinando su estilo, la hoja impalpable, fina, gruesa y el palo son los protagonistas de una yerba mate correctamente elaborada. En esta dinámica, el polvo es para ella un ingrediente preponderante en un buen mate.

"El polvo como componente es muy importante porque aporta espumosidad, aroma y cebadas muy duraderas. Hace que los mates sean rendidores y las cebadas parejas. Al final, cuando uno tiene una cebada completa con una yerba mate con un contenido de polvo interesante, puede determinar que el componente polvo termina siendo un componente de dilución que equilibra la infusión hacia la suavidad".

Sin embargo, no todo lo que se percibe como polvo es bueno. "El punto más importante respecto de esta crítica, es que el polvo de la yerba mate para que sea virtuoso, tiene que ser de hoja", explicó Trapaga.

"Hay que hacer una gran diferenciación: una cosa es el polvo de hoja de la yerba mate que es la hoja molida a una granulometría muy fina y otra cosa es lo que nosotros llamamos el polvillo, que es el resultado de la manipulación de la molienda en general. Puede ser barrido, es decir el desecho, lo que queda cuando la yerba está en el secadero por ejemplo. O puede ser palo astillado molido también". En ese caso, según explicó la especialista, el polvillo sí sería un componente que iría en detrimento de la calidad de la yerba.

Trapaga indicó también que la yerba no es perjudicial para la salud. "La yerba mate de calidad no hace mal, tiene un montón de beneficios y nació siendo una pócima para quienes la descubrieron. Un montón de beneficios que también desconocemos los argentinos", dijo. "Por lo tanto, no le cabe ni se merece esta cosa de 'la yerba mate me hace mal'. A lo mejor hacemos nosotros cosas mal alrededor de la yerba mate como calentar el agua excesivamente, no tener los recipientes bien curados o con la higiene correspondiente o le agregamos mucha azúcar al agua caliente y después pensamos que es la yerba lo que nos produce acidez, y es lo demás. La yerba mate tiene muchas propiedades benéficas y hace bien".

Te puede interesar

Te puede interesar