Policía murió al ser baleado por su instructor durante un curso

Más información 16/04/2017
El fatal episodio sucedió este sábado en la localidad santafesina de Santa Felicia. El cabo, un chaqueño de 33 años, recibió un disparo fatal en el brazo. El arma se habría disparado de forma accidental.
Ampliar
El instructor quedó detenido preventivamente.

Un cabo de la Policía de Chaco murió este sábado al recibir un balazo en un brazo, en la localidad santafesina de Santa Felicia, y por el hecho detuvieron a un instructor de las Tropas de Operaciones Especiales, quien le habría disparado de forma accidental.

De acuerdo a fuentes policiales consignadas por la prensa santafesina, al instructor a cargo de la práctica, de apellido Martínez y suboficial de las TOE, “se le escapó” el tiro mortal. El disparo dio en el cuerpo del cabo primero de la Policía del Chaco, Ramón Humeres, tratándose de una bala 9 milímetros que ingresó por la clavícula y salió por el antebrazo.

En medio de la conmoción causada por lo sucedido, Humeres fue rápidamente asistido y trasladado al hospital de Vera, aunque llegó sin vida. Todos los participantes del curso de entrenamiento se encontraban convulsionados por lo ocurrido.

Inmediatamente se inició una investigación a cargo del fiscal Martín Gauna Chapero que se presentó en el hospital, donde también habían llegado autoridades de la policía provincial. Se hicieron presentes en el lugar del hecho el jefe de las TOE, Subcomisario Bertolotti; el jefe de la Unidad Regional XIX Vera, Comisario Mayor Juan Vouilloz; y el jefe de la Guardia Rural Los Pumas, Comisario Mayor Luis Alberto Magaz.

El fiscal dispuso el traslado del cadáver a la morgue judicial para la realización de la autopsia y los peritajes criminalísticos en la escena del crimen, como así también la presencia de todos los testigos que estuvieron en el momento en el que se produjo el disparo mortal. Se supo que el instructor quedó detenido preventivamente y se secuestró el arma.

Fuente: La Nueva Mañana

Te puede interesar

Te puede interesar