Claudia y Daiana: “Nos complementamos muy bien”

Sociedad 15/10/2016
Algunas relaciones entre madres e hijos pueden traspasar las barreras familiares y consolidarse en otros ámbitos. Es el caso de Daiana, cuya mamá Claudia es también su entrenadora desde sus primeros años hasta hoy, a sus 27 años.
Ampliar
Claudia y Daiana, madre e hija con una buena relación tanto en lo personal como en lo deportivo.

Claudia Mina y Daiana Nanzer son madre e hija. Las une una excelente relación que va más allá del lazo familiar. Desde los primeros años de vida, Daiana practica gimnasia aeróbica junto a Claudia, su mamá y entrenadora. El trabajo arduo y el esfuerzo de años les trajeron innumerables éxitos deportivos. Un ejemplo de cómo la relación madre e hija puede ir más allá de la unión de sangre.

Daiana tiene 27 años y es única hija. En una charla con El Periódico contó que la relación que llevan hoy en día se viene forjando desde sus primeros años: “Puedo decir que empecé a aprender desde la panza de mamá. Ella dio clases hasta poquitos días antes de tenerme, así que yo creo que desde la panza ya aprendí a contar la música. Fue mi seño de danzas desde mis primeros pasos. En gimnasia aeróbica empezó a darme clases a mis seis años”.

“Se fue dando así –cuenta-, somos las únicas en San Francisco que realizamos esta disciplina. Comencé entrenando con dos profes, una de ellas mi mamá.  Y luego continuamos sólo las dos, creciendo juntas en este deporte. Y con quién mejor hacerlo que con ella…

nanzer  (2)

Ventajas

Daiana contó que trabajar con su mamá tiene múltiples ventajas: “Nos complementamos muy bien. Somos un gran equipo de trabajo y eso creo que es una buena base para todo. Hay una confianza total para trabajar, corregirnos y apoyarnos. Gracias a su emprendimiento yo tuve una gran parte del trabajo hecho, que es contar con una academia propia”.

Acerca de cómo es la relación con ella, explica que se llevan muy bien y que eso las ayuda a seguir juntas. “Siempre está ahí presente, apoyándome, dándome la palabra exacta en cada momento que lo necesito. Se caracteriza por tener mucha paz y paciencia, totalmente lo contrario a mí, así que antes de salir a competir nadie podría acompañarme mejor que ella. Es la mejor mamá y entrenadora que podría tener o querer”.

Por último, Nanzer contó que para el Día de la Madre todavía no tienen nada planeado, pero que seguramente lo pasarán en familia, con un asado y celebrando.

nanzer  (7)

Te puede interesar

Te puede interesar